domingo, 1 de febrero de 2009

una tarde en Tepotzotlán

como lo habia prometido, esta es mi primera entrada...

Y bueno, como todos sabemos, gracias a la gran idea de pasar los dias festivos a lunes y crear un super puente (ademas de que tengo la fortuna de no tener clase los viernes... entonces ya sabran jeje) decidi hacer un recorrido por un pueblo llamado Tepotzotlán, localizado a 45 km de la Cd. de México.


Después de haber llegado al toreo (estación de metro cuatro caminos) tome un autobús que me llevo hasta este "pueblo mágico". el camino duro aproximadamente una hora. ya llegando ahí, lo primero que nota es la torre de la iglesia, el Templo de San Francisco Javier del siglo XVIII, hermosa joya del barroco churriguresco. Como en muchos pueblos o lugares del país, la iglesia esta localizada frente a una plaza (creo que se llama plaza virreinal, ahorita explico porque) y alrededor una serie de edificios como el palacio municipal y el mercado.



Pero la principal atracción es el templo, que hoy en dia es mejor conocido como el Museo de Arte Virreinal, ya que el convento completo se utilizo como galeria principalmente de arte sacro de la época virreinal. se entra por el lado derecho del convento ya que no hay acceso por el templo.

Entrando al museo se camina por un pasillo con varias obras de arte de forma semicircular y al final una puerta que da acceso al templo. Aqui es donde entra la magia, en cuanto pise el templo, me entro una especie de escalofrio y a la vez emoción de ver lo que tenia frente a mi... cinco retablos de madera cubiertos de hoja de oro, practicamente todo el templo. Estaba tan sorprendido... no me lo esperaba, la fachada era hermosa pero esto... me quede con la boca abierta. ahi mismo en el templo hay otro acceso que te lleva a otro espacio llamado casa de loreto, para despues llegar a lo que se llama el camarín de la virgen, que es un espacio octogonal con una cupula en la que se ve una paloma iluminada por luz natural que entra de la linternilla, de las mas impactantes del lugar. saliendo de ahi se pasa por el relicario de san jose y de regreso al templo.

El museo tiene varias exposiciones, me toco ver el de la historia de los jesuitas, que fueron los que hicieron el convento y de como los expulsaron de la Nueva España. tambien hay otra de monjas coronadas y la permanente que habla de los jesuitas en general. el lugar esta enorme, se aprecia desde la cocina, la botica, los pozos, hasta los huertos de tres hectáreas.

Saliendo del museo me dio hambre y me meti al mercado, y después de comer unos deliciosos tacos de barbacoa (mejores que los de Monterrey) y fumarme un cigarrito regresé a lo ciudad de méxico. 







metro: 4$
autobús ida y regreso: 24$
comida: 66$
museo: 0$ (lleva credencial de estudiante =P)

TOTAL: 94$ (bastante económico diria yo)

atte. mino